Home | Centinela de la liturgia | «Voces de ALELUYA». Recomendaciones para el canto en Pascua (Lista de cantos)

«Voces de ALELUYA». Recomendaciones para el canto en Pascua (Lista de cantos)

Imagen relacionada

SI LA CUARESMA era un tiempo de austeridad y silencio musical, la pascua es el tiempo de realce musical, de abundancia y florecimiento del canto. Es un tiempo de alegría y de gozo para entonar cantos de fiesta en honor de Cristo resucitado.

No cantemos cualquier canto, algunos cantos, ni de cualquier manera. No cantemos «a palo seco». Cantemos los cantos de pascua, todos los posibles, y hagámoslo bien, acompañándolos «al son de instrumentos, con clarines y al son de trompetas» (Sal 97), «con platillos sonoros, con platillos vibrantes» (Sal 150). Todo ser que alienta alabe al Señor, porque es la pascua.

En Pascua tenemos que conseguir que la liturgia, en su conjunto, suene y resuene como una gran obra sinfónica: la sinfonía de la nueva creación en Cristo, afinados y vibrantes todos sus instrumentos.

Una de las actividades principales de la comunidad cristiana durante el tiempo pascual es el canto al Señor resucitado, vivo y glorioso. «Sólo el hombre nuevo puede cantar el cántico nuevo» (san Agustín). La pascua es la fiesta de las fiestas y «Cristo resucitado – nos dice san Atanasio – viene a animar una gran fiesta en lo más íntimo del hombre».

1.- La palabra clave es Aleluya

La hemos omitido en cuaresma. No se trata de prohibir por prohibir. El rubrum (las rúbricas) tienen también su espíritu, que hemos de descubrir. Se trataba de omitir para reservarnos para pascua y poder cantar el aleluya con una alegría desbordante, para que resuene más festiva y mejor afinada, llenando con su sonido el silencio de la noche pascual.

No podemos olvidar ni separar de la pascua los cantos al Espíritu Santo, pues Pentecostés no es una fiesta aparte. Es la plenitud y el cumplimiento de lo inaugurado en la noche de pascua: el Espíritu, que resucitó a Jesús de entre los muertos. Es el culmen de la pascua.

Cantos tradicionales pascuales hay muy pocos o casi ninguno. De los cantos modernos se ha popularizado Resucitó, de Kiko Argüello, pero es un canto que se ha desgastado y queda casi como obligatorio en celebraciones de funerales.

No podemos permitir ni aprobar que se gasten todas las energías en preparar bien la cuaresma y que lleguemos a la pascua cansados y agotados y la celebremos de cualquier manera, porque estamos cansados de tantas cosas como hemos preparado en cuaresma.

2.- El órgano y otros instrumentos en pascua

Entre los distintos instrumentos debemos destacar y potenciar el órgano: es el instrumento litúrgico por excelencia. El órgano crea fiesta y alegría; acompaña, arropa, sostiene y envuelve el canto de la asamblea; favorece la participación y la unanimidad.

En pascua tiene momentos muy especiales para sonar: en los procesionales de entrada, ofrendas y comunión, y a la salida del templo. Pascua es el tiempo de tocar piezas alegres y festivas; es el tiempo de los metales del órgano, del ripieno y del tutti. Que el órgano resuene con toda su grandeza y majestuosidad envolviendo de sonoridad festiva el ambiente donde la comunidad cristiana celebra.

¡Qué pena da ver en nuestras iglesias hermosos órganos tubulares que no suenan!. Unas veces tenemos el órgano, pero no organistas; otras veces tenemos organistas, pero no órgano; y otras, ni uno ni otros. Pero no sólo podemos disponer del órgano. También los violines, violas, flautas traversas, guitarras, tamboras y demás instrumentos permitidos . En pascua, hagamos sonar los mejores instrumentos que tengamos y de la mejor manera, como hombres nuevos, resucitados, que vamos a cantar el cántico nuevo.

3.- Opciones de cantos para algunos momentos del tiempo de pascua

a.- Cantos con el tema de la luz:
– Cristo luz de los pueblos (J.M. Estudillo, M.Castillo) – Descargar
– Cristo Luz del Mundo (Antonio Alcalde) – Descargar
– Cristo es la luz (J. Madurga) – Descargar
– Luz de Cristo (J. Sanchez) – Descargar
b.- Cantos del Aleluya:
– Aleluya (Antonio Alcalde) – Descargar
– Aleluya de Pascua (Cesareo Gabarain) – Descargar
– Aleluya (Misa Sinodal – F. Palazon) – Descargar
– Aleluya (Misas Corales) – F. Palazon) – Descargar
– Aleluya, Aleluya (M. gregoriana himno O FILII ET FILIAE) – Descargar
– Alleluia Zagorsk (Veni Sancte Spiritu – Taize) – Descargar
– Alleluia, Tu sei bellezza (Marco Frisina) – Descargar
– Alleluia (Alleluia – Taize) – Descargar
– Alleluia, Io sono il Pane vivo (Marco Frisina) – Descargar
– Alleluia (Jubilate – Taize) – Descargar
– Alleluia, Un Giorno Santo (Marco Frisina) – Descargar
– Alleluia (Resurrexit – Taize) – Descargar
– Alleluia (Veni Sante Spiritu II – Taize) – Descargar
– Alleluia 17 (with verses from Psalm 27 (26) Joy on Earth – Taize) – Descargar
– Alleluia de IV tono (M. Gregoriana) – Descargar
– Alleluja (Chwala Panu – Taize) – Descargar

c.- Cantos para la aspersión del agua durante todos los domingos de pascua, recuerdo de nuestro propio bautismo, mientras la asamblea canta:

– Agua viva (A. Taulé) – Descargar
– Un solo Señor (L. Deiss) – Descargar
– El bautismo (A. Alcalde) – Descargar
– Una nueva vida (C. Gabaráin) – Descargar
– Como el ciervo al agua va (A. Mejía) – Descargar
– Como busca la cierva (A. Taule) – Descargar
– Como busca la cierva (C. Erdozain) – Descargar
– Como busca la cierva (Tomas y Francisco Aragües) – Descargar

d.- El canto del Credo

– Creo, Señor. Creo, Señor (Lerchundi-Gabaráin) – Descargar

e.- El canto del «Regina Coeli»

No tendríamos que perder de nuestro repertorio esta antífona mariana para el tiempo pascual. En la eucaristía la podemos cantar como antífona final, antes de la bendición final y del saludo de despedida «Podéis ir en paz», con el celebrante aún en el presbiterio.

Es una antífona, breve, sencilla y popular. Tanto si la cantamos en latín como en castellano, podemos sacarle mucho provecho, pues podemos cantarla no sólo al final, sino en la bendición de la mesa, sustituyendo el rezo del Ángelus, al final de completas, durante el mes de mayo, que es devocionalmente mariano pero litúrgicamente pascual.

El texto canta a Jesucristo resucitado, felicitando a la Madre por haber llevado en su seno al Resucitado, y pidiéndole que interceda ante el Señor por nosotros.

Reina del cielo, alégrate, Aleluya!,

porque el Señor, a quien has merecido llevar, Aleluya!,

ha resucitado, según su palabra, Aleluya!.

Ruega al Señor por nosotros, Aleluya!.

En castellano tenemos buenas musicalizaciones de esta antífona mariana, como:

– Regina Coeli (Gregor Aichinger) – Descargar
– Regina Coeli (Marco Frisina) – Descargar
– Reina del cielo (Francisco Palazon) – Descargar
– Reina del cielo, alegrate (L. Elizalde) – Descargar
– Reina del Cielo, alegrate (Joaquin Madurga) – Descargar
Imagen relacionada